Reseña de Emmy&Oliver, de Robin Benway


Un solo día puede cambiar todos tus planes. Y aunque no sea por tu culpa ni tu decisión, sufrirás las consecuencias... ¿para siempre?
Emmy solo pretende hacerse cargo de su propia vida. Quiere salir, surfear y hasta estudiar sin el implacable control de sus padres. Pero ellos no se atreven a darle libertad; no desde hace diez años, cuando Oliver desapareció.
Oliver necesita tiempo para comprender. Creció pensando que su padre era genial. Nunca imaginó que lo tenía secuestrado, huyendo de su madre y de la ley. Descubrirlo y regresar a su ciudad hacen que su corazón tambalee y que ya no sepa bien quién es.
Emmy y Oliver iban a ser los mejores amigos siempre. Y podrían haber sido mucho más... antes de que sus futuros fueran destruidos. A pesar del espacio y el tiempo separados, Emmy nunca perdió la conexión interior. Pero ¿podrá Oliver reencontrarse con ella y con él mismo?
Una novela sobre los amigos, la familia, la identidad, los miedos cotidianos y el torbellino que significa crecer con un corazón partido.


Esta novela ha resultado ser una sorpresa muy, muy grata para mí. Si bien suelo leer juvenil, por lo general mis lecturas en esta categoría suelen ser de fantasía o distopía, no incursiono mucho en el romance porque no es... digamos... mi género favorito. Sobre todo si es juvenil.

Pero Emmy&Oliver resultó ser una historia tremendamente interesante, cuya trama va mucho más allá de la relación que pueda desarrollarse entre los dos protagonistas. De hecho, su relación es solo una pequeña parte de todo lo que ocurre en el libro, y corre por un cauce muy distinto del que me imaginaba cuando comencé a leerlo.

Emmy es una chica de 16 años muy responsable y estudiosa, pero con una vena rebelde que le resulta difícil ocultar. O demasiado fácil, ya que lleva años ocultándole a sus padres que todas las semanas saca su tabla de surf (que compró a escondidas) y se va a la playa a montar olas. El único punto negativo que le encontré a esta historia, viene de la mano de la personalidad de su protagonista: me enervaba y me ponía muy nerviosa que fuera incapaz de hablar con sus padres, que "para no preocuparlos" se sometiera estrictamente a sus reglas sin discutir, y que luego les mintiera de manera tan descarada para huir de ellos.

Emmy tiene dos amigos inseparables: Drew, un chico divertido, y, en mi opinión, muy buen consejero, de familia muuuy pudiente pero un poco corta de miras; y Caro, hija menor de cinco hermanos, súper ordenada e inteligente, gran compañera de aventuras para sus amigos.

Pero a estos tres chicos los une algo más que haberse conocido en jardín de infantes: cuando estaban en primaria, los tres eran amigos de Oliver, el vecino de Emmy, quien desapareció a los 7 años luego de ser secuestrado por su padre a la salida de la escuela.

Y, de repente, después de diez años de silencio, sin previo aviso, Oliver vuelve a aparecer.

De esta manera, la historia va a girar en torno a varias temáticas: el reencuentro de una amistad perdida hace años, la propia identidad, el valor para mostrarnos tal cual somos y luchar por nuestros sueños.

La novela, que podría ser muy simple y sosa, se ve atravesada por la sombra de la desaparición de Oliver, que ahora debe reconstruir una vida que le fue arrebatada, o más bien intercambiada, a la fuerza. Sin embargo, la historia es fresca, divertida y fluida, no abusa del drama ni se centra en lo horroroso del secuestro. Todo lo contrario, Emmy irá descubriendo que las cosas ocurrieron de manera muy distinta para Oliver, y que el hecho de haber vuelto transformó su vida de manera tan drástica como fue su desaparición para aquellos que quedaron en el pueblo.

No solo han sido los chicos quienes se vieron afectados por esto. Sus padres, en especial los de Emmy, se ven invadidos por una especie de ansiedad paranoica por la seguridad de sus hijos, y los controlan todo el tiempo. No para Caro, que al ser la menor de 5 hijos tiene el listón bastante suelto, ni para Drew, cuyos padres viven en viajes de negocios. Pero para Emmy, y más tarde también para Oliver, sus padres constituirán una especie de prisión de la que sólo podrán escapar a través de las mentiras. Emmy ni siquiera se ve capaz de contarles acerca de su pasión, que es el surf. Y esto va conformando una tensión creciente en la trama que finalmente estallará en la cara de todos.

En fin, en esta maravillosa historia se conjugan un montón de temas súper importantes, y enseña cosas que deberían aprender no sólo los chicos, sino también los grandes.


ESCENA PREFERIDA
-Entiendo -Oliver había sacado el codo por la ventana, el aire le despeinaba el cabello y se lo volvía a acomodar en la frente-. Así que, ¿hace cuánto que Drew es gay?
De repente, me enfurecí y le dije con voz cortante:
-Eh, ¿desde que lo concibieron?
-No, quiero decir, perdón, no quería decir eso. Quiero decir, ¿cuándo salió del clóset? ¿O todavía no lo hizo?
"Contrólate, tigresa", me dije a mí misma. "Son sólo preguntas inocentes".

Share:

7 comentarios

  1. Hola!
    Una reseña muy bonita :)
    Desde que lo ví en un blog tengo ganas de leerlo.
    Muchas gracias por la reseña, un beso!

    ResponderEliminar
  2. Hola!!
    No lo conocía y tu reseña me ha encantado, así que me lo llevo apuntado
    Un saludo :)

    ResponderEliminar
  3. Me pasa lo mismo que a vos. Si bien leo fantasía y distopía juvenil, no suelo animarme con el romance. Una sola vez he encontrado una novela de esas que me gustó (y he intentado varias veces). PERO si decís que esta es interesante, capaz la busque. Saludos.

    ResponderEliminar
  4. Hola Sofi.
    He leido algunas reseñas positivas de la historia y poco a poco ha llamado mi atencion. Lo que si debo decir es que me resulta interesante la problemática. A lo mejor me animo a darle una oportunidad.
    Gracias por la reseña.

    ResponderEliminar
  5. Hola Sofi! Amé este libro y opino lo mismo. Es un libro del cual podría ser común pero la autora le dio una esencia única. Me gustó tu reseña, saludos!

    ResponderEliminar
  6. Hola Sofi! Tenemos gustos similares. No suelo leer mucho romance porque generalmente me aburre y me decepciona (siempre termino leyendo lo mismo y el mismo cliche, aburre!) pero de vez en cuando me he encontrado con alguna joyita. Este libro no lo leido aun pero me han gustado algunos de los aspectos que mencionas. Y si te gusto... tal vez me guste a mi. Asi que me lo voy anotar para tenerlo en cuenta.
    Besos! Nos leemos!

    ResponderEliminar
  7. ¡Hola guapa!

    Tengo muchas ganas de leer este libro así que he leído pero por encima.

    Me ha gustado lo que he leído así que me lo llevo aún con más ganas.

    ¡Nos leemos!

    ResponderEliminar

Este blog está asociado con Tinker&Co., por lo que con cada comentario que me dejes, nacerá un hada en el País de Nunca Jamás.

¡Ayudanos a luchar contra la extinción de las hadas! ¡Dejá un comentario!